Trastornos alimentarios

Los trastornos alimentarios tienen varias denominaciones: Trastornos de la conducta alimentaria, desórdenes alimentarios.

Los trastornos de alimentación son problemas graves en lo que se refiere a la forma de alimentarse que puede ir desde la restricción en la ingesta de alimentos casi absoluta hasta la ingesta compulsiva.

Los trastornos alimentarios suelen empezar a manifestarse en la adolescencia.

Los cambios corporales, el desarrollo de la identidad sexual, el proceso de independencia de la familia y el desarrollo de la imagen y autoconcepto de la persona están en pleno desarrollo en los adolescentes, por lo que están en mayor riesgo.

Se estima que un 1% de adolescentes mujeres tienen anorexia nerviosa y el 3% bulimia. El número de chicos afectados es menor que el de las mujeres, pero está en aumento. Además, el trastorno de atracón afecta a un 5% de la población, no tiene una edad estimada y se relaciona con el 40% de la obesidad en España.

Las personas con TCA, viven una vida que gira en torno a la preocupación por si come mucho o poco, si va a engordar, si tiene un cuerpo o cara que no se puede permitir, suelen desconfiar de sus amigos o familia hablan de su imagen, o de si no entienden lo importante que es para su supervivencia el cuerpo y lo que piensen de ellos. Lo que puede ocurrir en personas con obesidad es que no tengan conciencia del peso que tienen, restan importancia a su imagen, a cuidarse e incluso pueden entrar en periodos apáticos o depresivos.

Puede llegar a ser un trastorno grave, poniendo en riesgo la vida de la persona y desorganizando su vida y el entorno. Aunque existan factores genéticos o psicológicos que predispongan a esto, el mayor peso recae en las relaciones familiares y sociales.

Por eso, es importante evaluar un tratamiento tanto individual como familiar. La familia se puede ver afectada por las continuas discusiones o vivencias en torno a las comidas, a las obsesiones y las dificultades que la persona que lo sufre va desarrollando. El trabajo en conjunto puede ayudar a una mejor comprensión de lo que vive el paciente, del tipo de ayuda que necesita, o si hay algo que no ha podido contar y que le está afectando.

Cuanto antes se produce la detección, un mejor pronóstico de tratamiento se consigue. Por eso, si conoce a alguien, o tiene un familiar con problemas de este tipo, no dude en consultar y buscar ayuda.

¿Quieres más información?

Diferentes tipos de trastornos de alimentación

Diferentes tipos de trastornos de alimentación
Ansiedad por comer: atracones

Ansiedad por comer: atracones

Se conoce como atracón y es la  actividad o la acción que se desarrolla en abundancia, de manera exagerada o desproporcionadamente

Ansiedad por comer: atracones

La ansiedad por comer se manifiesta con un alto nerviosismo, falta de respiración e ideas de una gran necesidad de comer. Tras la ingesta de grandes cantidades de comida o pequeñas muy seguidas, el cuerpo y la mente se queda en un estado de calma. Normalmente, la ansiedad por comer o los atracones están relacionados con situaciones que nos alteran, que nos afectan, que no nos gustan o que no podemos afrontar.

A veces, se puede identificar la situación que lo provoca, y otras se siente la necesidad de comer imperativamente y no somos consciente del por qué.

Lo que, si suele ocurrir, es que nos podemos sentir culpables, faltos de valor por no saber parar, o podemos incluso hacernos daño en el estómago si la ingesta ha sido alta.

Es un mecanismo de autorregulación de la ansiedad, que puede ser vivido externo al control de uno mismo. Desde la terapia, se puede modificar este mecanismo de autorregulación para que la persona se sienta capaz, y menos culpable por lo que hace.

El trastorno del atracón

El trastorno del atracón

El trastorno de atracón está relacionado con la ansiedad a comer

El trastorno del atracón

El trastorno de atracón está relacionado con la ansiedad a comer, pero con las características de:

  • Sensación de descontrol en las ingestas en forma de picoteo compulsivo, ingestas de grandes cantidades, ingestas hasta que el estómago duele o se vomita.
  • Incapacidad de seguir una dieta.
  • Tristeza, desmotivación o pensamientos en cuanto al valor o la capacidad de poder controlar.
  • Vergüenza o malestar por los atracones.
  • Sobrepeso u obesidad.
  • Aislamiento
  • Inestabilidad emocional.
  • A diferencia de la bulimia, no hay conductas compensatorias como hacer ejercicio físico, tomar laxantes… y suele desembocar en obesidad o sobrepeso.
  • Suele afectar tanto a hombres como mujeres en la edad adulta, con una vida más o menos estable pero con una relación con la comida tormentosa.
  • Puede ser que haya intentado durante toda su vida hacer dietas. Está relacionado con baja autoestima e inestabilidad emocional.

El éxito que obtenemos con EMDR para dejar de fumar es más del 80% El único requisito indispensable es querer dejarlo de verdad.

Adicción a la comida

Adicción a la comida

La adicción a la comida o el comer compulsivamente es un trastorno patológico. La persona presenta ansiedad y los síntomas de abstinencia similares a los observados en la adicción a las drogas.

Adicción a la comida

Normalmente la adicción a la comida está relacionada con determinados alimentos, como el azúcar y los alimentos procesados, que influyen en el cerebro. No es casual que la adicción a la comida esté relacionada con dichos alimentos, porque estos son atractivos a la vista, el azúcar tiene un sabor agradable y a nuestro cerebro le gustan las cosas agradables. Por eso, ante situaciones de estrés o de malestar, nuestro cerebro nos pide azúcar para contrarrestar el malestar. Esto explica que ante la ansiedad o situaciones de estrés se coma más de la cuenta, llegando a provocar una adicción a la comida.

Esto no ocurre en todas las personas, hay muchas que ante situaciones de estrés se les cierra el estómago o no convierten la comida en una adicción. Pero no todos los cerebros han vivido las mismas circunstancias vitales, por lo que el que la comida se convierta en una adicción depende de varios factores.

Si para ti la comida es un problema, sientes que a pesar de haberte propuesto muchas veces dejar esos alimentos y no has conseguido, puedes ponerte en contacto con nosotros para ayudarte a ver qué hay debajo de esa conducta y ayudarte a controlarla.

Anorexia

Anorexia

Un trastorno alimenticio caracterizado por el miedo incontrolable a ganar peso. se manifiesta por un rechazo a alimentarse y por la necesidad obsesiva de adelgazar.

Anorexia

La anorexia se caracteriza por la obsesión por bajar de peso, un estricto control sobre lo que comen, tendiendo a tirar comida, controlar las cantidades y calorías.

El hecho de bajar de peso puede hacer que se sienta mejor consigo misma, y que se valore como persona en torno a una imagen corporal.

Se empieza evitando las comidas que “engordan”, y perdiendo peso. Luego, se reduce la variedad de alimentos y se sigue bajando de peso. La persona a medida que baja de peso, se obsesiona más con su imagen corporal y se sigue viendo gorda o rechaza las partes de su cuerpo.

En la anorexia restrictiva no suelen darse episodios en los que se vomite, se restringe pudiendo llegar a poner en peligro su vida.

El 60% de los casos vomita en algunas ocasiones, y luego pasa a la bulimia.

Es un trastorno que suele comenzar en mujeres adolescentes, aunque también hay casos masculinos. El carácter de la persona puede ser exigente y perfeccionista, sensible, con necesidad de ser aceptada por los demás y baja autoestima. El sobrepeso en la infancia puede ser un factor de riesgo.

Algunos síntomas son:

  • Peso corporal mínimo inferior al adecuado para la edad y talla.
  • Miedo a aumentar de peso.
  • Distorsionar la imagen, verse fea, con más peso del que realmente tiene aunque el entorno lo vea.
  • Omisión de la regla.
  • Reducir alimentos calóricos.
  • Alteración del estado de ánimo de forma brusca.
  • Hiperactividad, apatía, depresión.
  • Rectitud para hacer ciertas cosas.
  • Preocupación intensa por la imagen, la comida y su cuerpo.
  • Aislamiento
Bulimia

Bulimia

Trastorno de la alimentación que se caracteriza por períodos en que se come compulsivamente, seguidos de otros de culpabilidad y malestar, con provocación del vómito;

Bulimia

La bulimia o bulimia nerviosa es un  trastorno que se caracteriza porque las personas que la padecen tienen conductas de alimentación que no son sanas, comen en exceso en periodos muy cortos de tiempo (atracones), y después se sienten culpables de haberlo hecho, por lo que puede calmar esta sensación provocándose el vómito o tomando laxantes en exceso, ya que tienen mucho miedo a engordar. Todas estas conductas, muchas veces llevan a que la persona que padece bulimia se vaya aislando de la sociedad y puede llegar a tener una depresión.

 

Vigorexia

Vigorexia

Trastorno del comportamiento que se caracteriza por la obsesión de conseguir un cuerpo musculoso

Vigorexia

La vigorexia o dismorfia muscular no está reconocida como enfermedad y se da sobre todo en hombres jóvenes.

Los jóvenes que padecen anorexia se obsesionan de forma patológica por su estado físico.

La visión que tienen sobre su imagen está totalmente distorsionada viéndose débiles o enclenques, por lo que cambian sus hábitos de vida en función de cambiar su cuerpo. Cambian su alimentación y pasan muchas horas en el gimnasio o haciendo deporte dejando sus relaciones sociales de lado.

Además de entrenar muchas horas, acompañan esta actividad con la ingesta excesiva de proteínas y carbohidratos, que suele ir acompañado del consumo abusivo de esteroides anabolizantes con el objetivo de conseguir un cuerpo musculoso.

Ortorexia

Ortorexia

Trastorno del comportamiento alimentario que se caracteriza por una atención obsesiva en la elección y la preparación de los alimentos.

Ortorexia

La ortorexia se considera un trastorno de la alimentación porque las personas que lo tienen están obsesionadas por consumir “comida sana” y rechazan cualquier alimentación que no esté dentro de los criterios que tienen como sanos. Esa obsesión puede llegar a límites muy exagerados interfiriendo en la vida cotidiana de quien padece este trastorno. Pueden dejar de ir a comer o cenar fuera de casa por no estar seguros de qué o cómo se cocina, pueden dejar de acudir a eventos sociales en los que haya comida por miedo a que no sea sano.

“No importa quién eres, importa que eres tú”

G.B.

En Psicoveritas he encontrado el apoyo y la guía que necesitaba para dejar de darme atracones. Comer compulsivamente me ha generado problemas digestivos muy importantes de tanto vomitar y ahora por fin soy capaz de evitarlos, saber de dónde me viene esa ansiedad por comer y recomponer poco a poco mi salud.

R.V.

Como chica gordita que era quise adelgazar rápido para poder “encajar en la sociedad” así que empecé todo tipo de dietas que no me llevaban a mucho hasta que decidí dejar de comer. Escondía la comida y tenía estrategias de todo tipo para evitar comer hasta que me hospitalizaron a los 18 años con 42kg. Ya nada era suficiente y había entrado en un bucle del que no podía salir. Me llevaron obligada al psicólogo y gracias a ello y mucho esfuerzo he conseguido tener una mejor percepción de la realidad y de mí misma que me ha ayudado a ser mucho más feliz. Gracias.

MP.G.

Yo me veía muy gorda y no podía permitirme comer nada. Si lo hacía luego vomitaba. Dejé de salir para no encontrarme con todos los momentos sociales que están relacionadas con la comida. Me quedé sola y el problema sólo iba a más. Mi familia me llevó a Psicoveritas donde empecé a resurgir totalmente y a día de hoy disfruto mucho con toda la gente que me rodea.

Contacta con Nosotros

Centro de Madrid

C/ San Bernardo Nº 97-99 bajo 6,
CP 28015. Madrid

Centro de Alcorcón

C/ Principe Don Juan Carlos Nº 1,
CP 28924. Alcorcón (Madrid)





, acepto la política de privacidad.
[dynamichidden url "CF7_get_post_var key='title'"]

*Campos obligatorios

¿Prefieres que te llamemos?

Rellena el siguiente formulario

, acepto la política de privacidad.
[dynamichidden url "CF7_get_post_var key='title'"]


*Campos obligatorios

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies.

ACEPTAR
Aviso de cookies